Alcalde de Nueva York plantea volver a confinar parte de la ciudad.

 

La ciudad de Nueva York planea volver a cerrar escuelas y comercios no esenciales en nueve barrios de Brooklyn y Queens, donde los casos de coronavirus han registrado un fuerte aumento en las últimas dos semanas, de acuerdo a lo anunciado este domingo por el alcalde Bill de Blasio.

La propuesta del regidor, que necesita la aprobación de gobernador Andrew Cuomo para que pueda hacerse efectiva, plantea, entre otras cosas que los restaurantes solo puedan ofrecer comida para llevar y servicio a domicilio y que se cancele el servicio en terrazas y en los comedores interiores.

“Hoy, desafortunadamente, no es un día de celebración”, dijo el funcionario al anunciar que quiere reconfinar esos barrios a partir del miércoles y que espera el aval de Cuomo.

Según datos ofrecidos por las autoridades locales, dos de estas zonas llevan catorce días registrando niveles por encima del 3%, otra por encima del 4%, en otras dos áreas han superado el 5% y en el resto están entre el 6 y e 8% de positivos.

Además, en los otros once distritos donde se recomienda el cierre de las actividades de “alto riesgo”, como los gimnasios y las piscinas o el consumo en el interior de bares y restaurantes, el índice de análisis positivos ha fluctuado entre el 2 y el 3%.

El aumento de contagios coincidió con las Altas Fiestas Judías, los días más sagrados del calendario judío, que culminaron el lunes pasado con Yom Kipur.

De Blasio dijo que tenía la intención de “rebobinar” la reapertura de la ciudad en las áreas más afectadas, según el New York Times.

La ciudad también está monitoreando 11 vecindarios adicionales, que De Blasio describió como una “preocupación real”.

Si la medida es aprobada, será el mayor retroceso en el desconfinamiento de esta metrópoli, que había controlado ampliamente la pandemia tras un catastrófico brote inicial. Casi 24.000 personas han muerto en la ciudad por el virus.

Cuomo mostró también su preocupación por lo la escasez de pruebas de COVID-19 en las escuelas y advirtió de que “si las localidades no hacen las pruebas de inmediato en las escuelas de esas áreas, el estado las cerrará inmediatamente”. “Sin las pruebas, no podemos garantizar a los padres y maestros la seguridad de las escuelas”, subrayó.

Además de los picos registrados en la ciudad de Nueva York, especialmente en los distritos de Brooklyn y Queens, también se han detectado brotes en dos condados: el de Rockland y el de Orange.

Categorías